Los cazadores enfrentan oportunidades históricas en las elecciones del 28-A y 26-M

Al final, no habrá superdomingo el 26 de mayo, pero a cambio habrá elecciones generales el 28 de abril y, casi un mes después, elecciones municipales, europeas y regionales en algunas comunidades el 26 de mayo, dos acontecimientos electorales en los que está en juego la caza (caza de perdiz, de jabalí entre otros) en particular y el mundo rural en general y que pueden ser históricos para el mundo rural español y para quienes lo viven y disfrutan.

El camino está claro y bien recorrido en las elecciones andaluzas del pasado mes de diciembre, con la actividad cinegética y otras tradiciones rurales que juegan un papel fundamental y que demuestran que con ellas, con su futuro, no jugamos, sino que son respetadas y tienen lo mismo, como garantes de un mundo que hay que preservar contra las mentiras de los animalistas, ecologistas radicales y sus legionarios anticaza en las redes sociales.

Por lo tanto, es hora de presionar, primero llenando las calles de Madrid en la macromanifestación del 3 de marzo y días después, del 21 al 24 de marzo, mostrando una fuerza nunca antes vista en la Feria de Caza, y luego obligar a los partidos políticos, en sus oficinas y sin contemplación, a posicionarse a favor de la caza y del medio rural y a recogerla de forma clara, concreta y retórica en sus programas, tanto para las elecciones de abril como para las de mayo.

Las medias tintas ya no son útiles, ni merecen el deseo de complacer a todos. O bien apoyamos la caza y compartimos nuestras legítimas reivindicaciones y aspiraciones, o bien estaremos allí para señalar e informar -para que todos puedan votar con pleno conocimiento de causa- a quien quiera prohibir o poner en peligro una actividad que no sólo preserva, gestiona y equilibra nuestro entorno natural como ninguna otra, sino que además alimenta a muchas familias, forma parte de nuestra cultura y tradición, alimenta al mundo rural y genera 6.475 millones de euros y 187.000 empleos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *